info-image

Terapia de plasma rico en plaquetas (PRP)

El PRP implica el uso de su propia sangre para estimular el crecimiento del cabello y fortalecer los folículos capilares. Esto se realiza mediante inyecciones muy rápidas y asequibles.

Procedimiento

Su propia sangre se recolecta y centrifuga en una centrífuga, este proceso separa las capas de células sanguíneas como plasma pobre en plaquetas, plasma rico en plaquetas y glóbulos rojos.

Una capa de plasma rica en plaquetas que consiste en leucocitos, citocinas, factores de crecimiento y plaquetas se establece en una jeringa y se inyecta en el cuero cabelludo donde existe el área de cabello escaso.

Todo este proceso dura entre 45 y 50 minutos y debe repetirse cada 4 a 6 meses para mantener el tratamiento.


El PRP es aplicable si el paciente ya tiene folículos capilares. Los pacientes con pérdida extrema de cabello o folículos no existentes no son los mejores candidatos para este procedimiento. La mejor opción es hacerse un trasplante de cabello. primero, luego apoyar el proceso con PRP. Como esta terapia implica inyectar su propia sangre en su propio cuero cabelludo, no hay riesgo de enfermedad contagiosa. Sin embargo, el profesional de la salud que inyecta PRP debe tener cuidado de no dañar los vasos sanguíneos o los nervios, el tejido cicatricial y la calcificación en los sitios de inyección.Por lo tanto, la aplicación debe ser realizada en un entorno hospitalario por profesionales de la salud calificados.

info-image